fbpx

Qué impuestos deben presentar las sociedades en 2019.

En España las sociedades mercantiles deben presentar diferentes modelos en Hacienda para declarar impuestos relacionados con la actividad que se lleva a cabo.

En este año 2019 existen distintos impuestos que las sociedades deben presentar obligatoriamente porque, de no hacerlo, estaremos infringiendo la ley, lo que implica una serie de sanciones tributarias.

Diferentes impuestos que presentan las sociedades

Básicamente son dos impuestos: la autoliquidación del IVA mediante el modelo 303, y la Declaración anual del Impuesto de Sociedades, que se realiza mediante el modelo 200.

El modelo 303 o la autoliquidación trimestral de IVA

Como empresarios sabemos que todo negocio emite facturas que repercuten el IVA a nuestros clientes pero que después debemos declarar a Hacienda. Nuestra empresa actúa como recaudador obligatorio y temporal, pues sabemos que esto no solo implica cobrar el impuesto al consumidor final o a otra empresa minorista, sino que más adelante habrá que liquidarlo a la Agencia Tributaria.

Aunque anteriormente existían diferentes modelos para declarar el impuesto, en la actualidad han existido cambios fiscales, y todo se ha unificado en el modelo 303.

Este es un impuesto de naturaleza indirecta que grava tres operaciones distintas:

  1. Venta de bienes y prestaciones de servicios que se realizan por empresarios en el desarrollo de sus actividades.
  2. Adquisiciones intracomunitarias realizadas por las empresas.
  3. Importaciones de bienes.

impuestos autonomos

¿Cuándo hay que presentarlo?

Este modelo ha de presentarse de manera mensual o trimestral, según el volumen de facturación que se tenga, y en este año 2019 debe presentarse en las siguientes fechas:

  • Del 01 al 20 de abril, el primer trimestre.
  • Del 01 al 20 de julio, el segundo trimestre.
  • Del 01 al 20 de octubre, el tercer trimestre.
  • Del 01 al 30 de enero 2020, el cuarto trimestre.

Es importante que se presenten las declaraciones en el plazo estipulado. De lo contrario, nuestra empresa tendrá que hacer frente a sanciones de índole económico que van a depender del tiempo que haya transcurrido desde el día límite de presentación y de la forma en que se detecta el error.

¿Cómo se cumplimenta el modelo 303?

Aunque es un modelo que puede resultar abrumador por la cantidad de casillas que contiene, puede presentarse de manera correcta si seguimos estos pasos:

  1. Debemos completar los datos identificativos añadiendo la razón social, NIF, año del ejercicio fiscal, trimestre, sector de la actividad, y si se tributa por régimen simplificado.
  2. Hay que declarar el IVA devengado, es decir, el correspondiente a las facturas emitidas a clientes. En la casilla 01 se coloca el IVA devengado, en la 02 el tipo. Si solo se ha devengado IVA al 21% se coloca en la casilla 07, si existen clientes con recargo de equivalencia se añade en la casilla 16 o 19 (según el tipo que se haya aplicado).
  3. En el caso del IVA deducible hay que dividir las operaciones que tengan soportes en operaciones anteriores de inversiones o bienes corrientes, importaciones o adquisiciones intracomunitarias en las casillas 36 y 38. En las casillas 40 y 41 solo se colocan las rectificativas, y en la casilla 43 se incluye el IVA generado de inversiones que se realizan antes de iniciar la actividad de la empresa.
  4. Cuando se hace referencia a “Información adicional”, se refiere a entregas intracomunitarias de bienes y servicios, exportaciones y operaciones asimiladas.
  5. El último apartado, la casilla 67, se relaciona con el resultado obtenido y es donde se colocan los saldos del período anterior, y hasta del ejercicio anterior si no hemos solicitado la devolución (en este caso hay que añadir los datos de la cuenta bancaria de la empresa).

El modelo 200 o Declaración Anual de Impuesto de Sociedades.

Este es un impuesto con el que pagamos un porcentaje de los beneficios que se han obtenido durante el ejercicio fiscal, y es de carácter obligatorio presentarlo aunque no se haya tenido actividad durante ese período.

impuestos sociedades 200

¿Cuándo se presenta el modelo 200?

Se debe presentar durante los siguientes 25 días tras haber transcurrido seis meses del final del periodo impositivo. Por ejemplo, si el ejercicio termina el 31 de diciembre de 2019, tendremos del 1 al 25 de julio de 2020 para realizar la presentación.

La fecha depende de cuando termina el ejercicio económico de la empresa, lo que quiere decir que no existe un plazo determinado para presentarlo.

Existen otras características que determinan que, aunque un ejercicio económico no haya finalizado, también puede concluir cuando:

  • Existe un cambio de residencia de la entidad de España al extranjero.
  • La sociedad se extingue.
  • Se produce una transformación de la forma jurídica y ya no está sujeta al Impuesto de Sociedades.
  • Se produce una transformación de la forma jurídica que determina una modificación en el tipo de gravamen o la aplicación de un régimen especial tributario.

Cómo cumplimentar el modelo 200 este 2019

Los pasos a seguir pueden resultar algo complicados, sobre todo porque este modelo es bastante extenso y por lo tanto se requiere mucha información.

  1. Lo primero es establecer el período impositivo que se va a declarar e identificar la razón social y NIF.
  2. Lo segundo es indicar el tipo de ejercicio, colocando en la casilla:
    1. El número 1 cuando el ejercicio económico de 12 meses coincide con el año natural.
    2. El número 2 si el ejercicio económico de 12 meses no coincide con el año natural.
    3. O el 3 cuando el ejercicio económico dura menos de 12 meses.
  3. Se debe completar el anexo estableciendo el código CNAE, que varía según el tipo de actividad que realiza la empresa.
  4. En la sección de “Información Complementaria” hay que especificar si el modelo es la sustitución de otro anterior donde se ha cometido un error.
  5. Una vez que se ha introducido toda la información, se debe adjuntar de manera obligatoria el balance de situación, que comprende la justificación de los impuestos satisfechos con relación a la renta positiva que se incluye en la base imponible, así como la comunicación de inversiones anticipadas y sistemas de financiación cuando se realiza en las Islas Canarias, y también la cuenta de pérdidas y ganancias.

¿Cómo se presenta ante Hacienda?

Como los demás impuestos mencionados anteriormente, este modelo se presenta de forma online a través de la sede electrónica de Hacienda.

¿Qué pasa con los resultados de la declaración?

En caso de que el resultado sea a devolver, ésta se puede solicitar mediante transferencia a la cuenta bancaria que se indique. En este caso la Administración Tributaria dispone de seis meses para proceder a la devolución, contados a partir de la presentación de la declaración, y en caso de no cumplir el plazo, Hacienda deberá abonar también intereses de mora.

Si el resultado de la autoliquidación es a pagar tenemos la posibilidad de domiciliarlo en una cuenta bancaria, teniendo la opción de solicitar aplazamiento o que la deuda sea fraccionada.

Existen otros impuestos como el 202 (pagos a cuenta del Impuesto de Sociedades), o el 115 (Retenciones e ingresos a cuenta).

Si necesitas asesoramiento acerca de impuestos, lo más adecuado es acudir a una asesoría donde te puedan asistir en este y otros temas importantes de tu negocio.

Innovanza Asesores

No hay comentarios

Publicar un comentario

Share This